logotipo blanco de Cooperativa Castril

> Blog

El poder nutricional del Aceite de Oliva Virgen Extra frente a otras variantes.

El poder nutricional del Aceite de Oliva Virgen Extra frente a otras variantes.

Olivo del que se obtienen los diferentes tipos de aceite de oliva

El Aceite de Oliva es el alimento más consumido en la gastronomía mediterránea y ha ganado popularidad en todo el mundo debido a sus beneficios para la salud y sus múltiples funciones dentro de la cocina.
Conforme más conocemos sobre los aceites, encontramos que más conocemos sobre embargo, cada vez que conocemos más sobre el mundo del aceite de oliva, nos encontramos con la existencia de distintos tipos, siendo el «Aceite de Oliva Virgen Extra» el de mayor renombre y excelencia.
En este artículo, exploraremos las diferencias fundamentales entre el Aceite de Oliva Virgen Extra y otros tipos de aceite de oliva, para que puedas comprender cómo elegir el mejor aceite según tus necesidades culinarias.

Aceite de Oliva Virgen Extra

Este tipo de aceite está considerado como «el oro líquido de los aceites de oliva», el cual se obtiene únicamente a través de procedimientos mecánicos, sin que se utilicen productos químicos en su elaboración.

El proceso de extracción es el punto de partida para diferenciar los distintos tipos de aceite de oliva. En donde las aceitunas son trituradas y prensadas para liberar su jugo, ayudando a que el aceite conserve todos sus nutrientes naturales y sabor. Esto lo convierte en el aceite de oliva de máxima calidad, con una acidez máxima de 0.8%.

Este tipo de aceite se caracteriza por su sabor frutado y fresco, con matices herbáceos. Su aroma es agradable y evoca la esencia misma de las aceitunas. Además, contiene una mayor concentración de antioxidantes y compuestos saludables, que aportan beneficios para el corazón y la salud en general.
Este tipo de aceite es el más adecuado para ser consumido en crudo, como aderezo para ensaladas, para realzar el sabor de platos fríos o templados, o simplemente para mojar pan y apreciar su delicioso sabor natural.

Aceite de Oliva Virgen

Sigue siendo un aceite de calidad, ya que también se extrae mediante procesos mecánicos, pero no posee la misma excelencia que el Virgen Extra. Aunque su sabor y aroma son agradables, pueden no ser tan intensos y equilibrados como los del Virgen Extra. Esto se debe a las ligeras imperfecciones presentes debido a la acidez o a defectos sensoriales

Puede utilizarse en crudo, pero su uso más común se da en la cocción de platos, donde su sabor ligeramente menos intenso puede complementar perfectamente otras preparaciones culinarias.

Aceite de Oliva Refinado


Es el resultado del refinamiento de aceites de oliva que no cumplen con los estándares para ser Virgen o Virgen Extra, lo que puede deberse a defectos sensoriales o niveles elevados de acidez.
Este proceso de refinado implica el uso de químicos y altas temperaturas para eliminar impurezas y neutralizar los sabores no deseados. Posteriormente, se mezcla con un porcentaje de Aceite de Oliva Virgen o Virgen Extra para mejorar su sabor.

Después del proceso de refinamiento, este aceite suele tener un sabor más suave y menos frutado que los aceites vírgenes. Además, puede haber perdido algunos de los beneficios presentes en aceites vírgenes.
Gracias a su mayor estabilidad y punto de humeo, es más apropiado para freír y cocinar a altas temperaturas.

En conclusión, el Aceite de Oliva Virgen Extra destaca como la opción más saludable y exquisita entre los diferentes tipos de aceite de oliva, ya que su proceso de extracción conserva todos los sabores y nutrientes naturales de las aceitunas, ofreciendo un sabor frutado y una amplia gama de beneficios para la salud.
Si buscas deleitar tu paladar y aprovechar al máximo las cualidades del aceite de oliva, elige siempre el Aceite de Oliva Virgen Extra y consulta nuestros diferentes formatos para que se adapten a tus necesidades y preparaciones culinarias.

Ir al contenido